La fotografía digital necesita programas integrales para un flujo de trabajo eficaz

La fotografía digital conlleva el trabajo con una gran cantidad de archivos que deben ser revelados, editados, clasificados y organizados en nuestro sistema informático. Se trata de tareas tan ingratas como fundamentales y que requieren muchas horas frente a la pantalla de nuestro ordenador. Para optimizar todo ese esfuerzo se hace imprescindible llevar a cabo un flujo de trabajo coherente, seguro y eficaz con la ayuda de una aplicación que integre y resuelva todas las tareas, desde la descarga de los archivos originales hasta la exportación de imágenes acabadas a una web o un laboratorio.

La aparición de herramientas como Lightroom o Aperture en el panorama del software de fotografía ha supuesto un antes y un después en el trabajo con imágenes digitales. Para muchos fotógrafos estas herramientas se han convertido en elementos fundamentales del equipo al mismo nivel de la cámara, los objetivos o el trípode. Veamos las ventajas que aportan estos programas al trabajo del fotógrafo.

Necesidades del fotógrafo

La fotografía digital, por su naturaleza, precisa necesariamente del trabajo con software; necesitamos descargar las imágenes obtenidas a un ordenador y, una vez en nuestro disco duro, queremos visionarlas con la mayor calidad y rapidez posible. Para ello, debemos usar alguna herramienta que facilite la visualización de las imágenes. Y cuando hablamos de ver imágenes nos referimos a, posiblemente, cientos de fotos por sesión que deben evaluarse con detalle lo más rápido posible y, en muchos casos, prepararse al momento para ser enviadas con todos los ajustes realizados, listas para su uso.

El trabajo con ficheros RAW impone una necesidad adicional, el conversor RAW. Con él debemos revelar nuestras fotografías para obtener en la pantalla el mejor resultado visual posible, aquel que vimos al apretar el disparador y convertirlas a formatos estandarizados (TIFF y JPG) que nos permitan mostrar nuestras imágenes y darles salida en distintos soportes (web, impresión, etc.). Los fabricantes de cámaras distribuyen programas para procesar los ficheros RAW de sus equipos; pero, a pesar de proporcionar la mejor calidad de imagen posible, en general carecen de las capacidades para realizar un flujo de trabajo completo y eficiente, lo que se hace necesario complementarlos con otros programas para otras tareas clave como la catalogación, organización y gestión del archivo fotográfico.

Y luego, está Photoshop, en el que acabamos con frecuencia para rematar la imagen, un programa con posibilidades de retoque ilimitadas pero nada sencillas e intuitivas, lo que ralentiza mucho el trabajo. Todos tenemos algún libro en casa en el que nos explican en 8 páginas y 14 pasos “sencillas técnicas” para crear un filtro degradado, tratar por zonas una toma o enfocar de manera perfecta una imagen. Cada vez que queremos usarlas, debemos buscar el libro, ya que, sin la receta delante, somos incapaces de repetirlo.

Por otra parte, a medida que pasa el tiempo, vamos acumulando miles y miles de imágenes, lo que nos obliga a plantearnos una forma de organización de las mismas. Precisaremos de un criterio a la hora de clasificar el material y la ayuda de alguna herramienta de catalogación y archivo que nos facilite acceder fácilmente a una determinada imagen cuando la busquemos sin necesidad de mirar en cada carpeta del disco duro o en múltiples CDs o DVDs.

Hay fotógrafos que han diseñado flujos de trabajo digital que continúan la lógica que utilizaban con la película, lo que, en muchos casos, significa la realización de tareas críticas como la descarga de imágenes mediante el sistema de copiar y pegar, o la búsqueda de imágenes ya procesadas y dispersas en múltiples discos, carpetas u ordenadores.

Luego, puede que queramos enseñar nuestro trabajo a los demás, o hacerlo llegar a clientes o a nuestro laboratorio vía Internet a través de FTP, con lo que aparecen nuevas necesidades y la obligación de contar con más programas específicos para satisfacerlas.

, , ,

No comments yet.

Deja un comentario

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes